Frases motivacionales para estudiantes de MBA


0

Últimamente estamos tratando mucho el tema de másters y MBA ya que yo mismo conozco el sector desde dentro y puedo proporcionar diferentes consejos y ayuda. Os dejamos unas cuantas frases motivadoras para los que estéis en proceso de obtener un MBA o cualquier otro máster.

Estudiar es una carrera de fondo, piensa que cada día de estudio estarás más cerca del 100% de trabajo completado
Visualízate consiguiendo tu MBA y como se verá el prestigio de tu curriículum.
Los esfuerzos de hoy serán el éxito del mañana. Algo de lo que disfrutaras el resto de tu vida.
Los que acaban consiguiendo sus títulos académicos o profesionales son los que no se han rendido en el camino.
Con autodisciplina y motivación, el éxito está garantizado. El talento es secundario.
Con autodisciplina y motivación, el éxito está garantizado. El talento es secundario.
La constancia es la clave del éxito en casi cualquier aspecto vital

Más frases motivadoras

Visita nuestra sección de frases motivadoras si deseas motivarte aún mas.

Como automotivarte para estudiar

Es una tarde aburrida. Estás cansada después de clase, y todo lo que quieres hacer es acurrucarte con Netflix y un tazón de cereales. Pero realmente deberías estudiar, y lo sabes. Es sólo que no tienes ganas de hacerlo.

Tal vez tengas un proyecto que se debe hacer pronto, un trabajo que escribir, o un examen que se aproxima. O, tal vez, sabes que deberías estudiar un poco todos los días.

¿Cómo evitas la postergación y construyes la motivación para empezar?

Bueno, has venido al lugar correcto. De eso es de lo que estamos hablando hoy. Por supuesto, hay algunos pasos a largo plazo que podrías tomar para asegurarte de que este escenario ocurra menos a menudo, como construir más autodisciplina y mejores hábitos de estudio…

…pero, ¿y si necesitas empezar ahora mismo?

Te tenemos cubierto. Sigue nuestro proceso de 5 pasos para conseguir la motivación de estudio que necesitas:

Paso 1: Dar un paseo / hacer ejercicio moderado

Curiosamente, este es uno de los pasos más eficaces del proceso, y suele ser el que más resistencia encuentra. Cuando hay un montón de trabajo por hacer, se siente contraintuitivo dejar todo atrás y salir al exterior. Así que, ¿por qué deberías hacerlo?

Dos grandes razones:

  • Caminar es bueno para tu cerebro.
  • Caminar crea un impulso productivo.
  • Hablemos primero de la parte del cerebro.

El ejercicio moderado, como ir a caminar, hace un par de cosas: Primero, pone a tu cerebro en un estado óptimo para recibir y almacenar nueva información. Una investigación de la UCLA descubrió que el ejercicio estimula la producción de varias hormonas del factor de crecimiento que promueven la neuroplasticidad, o la capacidad de tu cerebro para formar nuevas vías neuronales. Esto es crucial para tu capacidad de aprender y memorizar cosas nuevas.

Como si eso no fuera suficiente, el ejercicio – específicamente el ejercicio al aire libre – es genial para tus niveles de energía y motivación. Aquí está el porqué:

El ejercicio produce endorfinas, sustancias químicas que mejoran tu estado de ánimo y aumentan la motivación. También mueve más oxígeno a tu cerebro, ayudando a ahuyentar la niebla cerebral y la fatiga persistente.
Salir al aire libre incluso durante 30 minutos producirá suficiente vitamina D para aumentar su energía y mejorar su estado de ánimo.
Bien, la ciencia nos dice que el ejercicio es genial para nuestro cerebro, pero hay otra cosa realmente genial que hacer en una caminata ayuda a estimular la motivación. Crea un impulso.

Piénsalo de esta manera: salir a caminar te hará sentir como si hubieras logrado algo. En lugar de sentarte en tu escritorio, deprimido, y sintiendo que deberías estar haciendo algo, en realidad estás haciendo algo.

Para cuando salgas a dar una vuelta a la manzana y vuelvas a tu escritorio, ya te sentirás realizado, y eso te impulsará hacia adelante en tus libros de texto y notas.

Funciona por la misma razón que hacer la cama o lavar los platos te permite empezar bien el día. Crea un impulso. Los objetos en movimiento tienden a mantenerse en movimiento. Salir a caminar te hace moverte en un camino productivo sin tocar tus estudios.

Paso 2: Constrúye tu autodisciplina

Esta es probablemente una de las cosas más difíciles, pero más gratificantes que puedes hacer. La autodisciplina no es el acto real de cambiar tu comportamiento, sino más bien la fuerza con la que creas el cambio de comportamiento.

Como dice el escritor Sam Thomas Davies:

La autodisciplina consiste en inclinarse hacia la resistencia. Tomar medidas a pesar de cómo te sientes. Vivir la vida por diseño, no por defecto. Pero lo más importante, es actuar de acuerdo con tus pensamientos, no con tus sentimientos.

David Palacios
Últimas entradas de David Palacios (ver todo)

Like it? Share with your friends!

0

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *